El Estado Islámico entrena a niños yihadistas y les enseña a decapitar

28 de octubre de 2014

Campamento yihadista




La organización terrorista está llevando a cabo una extensa campaña de reclutamiento de menores, a quienes instruye en su visión retorcida del islam y en el uso de armas

Como parte de su fanático intento de incrementar el tamaño de sus tropas y como preparación para una larga guerra contra Occidente, el Estado Islámico (ISIS, por sus siglas en inglés) esté llevando a cabo una intensa campaña de reclutamiento y entrenamiento de niños soldados.

Según detallaron las Naciones Unidas y grupos de derechos humanos, niños de todas las edades son enviados a campamentos donde aprenden la retorcida interpretación del ISIS de la sharia y el manejo de armas de fuego. Incluso les enseñan cómo decapitar a otras personas usando muñecos para practicar. Este entrenamiento se acelera cuando hay una gran batalla, como la de Kobane.

niño yihadista 1“El ISIS deliberadamente niega la educación a la gente en los territorios bajo su control y les lava el cerebro. Practican el abuso infantil a escala industrial. Maltratan y sistemáticamente deshumanizan a las poblaciones jóvenes. Esto creará un problema multigeneracional”, explicó el teniente general H.R. McMaster.

Una vez que concluyen su entrenamiento, estos niños, que debido a su edad no tienen completamente formado su sistema de valores y son sumamente influenciables, son enviados a campos de batalla, patrullan las calles, donan sangre a combatientes heridos e incluso son usados en ataques suicidas o como escudos humanos, según informa Foreign Policy.

“Lo que me sorprende es que conozco madres que nos dicen: ‘No sabemos qué hacer. Nuestros hijos se están ofreciendo y no podemos prevenirlo'”, detalló Ivan Simonovic, secretario general adjunto de la Oficina del Alto Comisionado para los Derechos Humanos de las Naciones Unidas, quien destacó que hay un “gran y peligrosamente exitoso programa de reclutamiento”.


Abu Ibrahim Raqqawi, un joven de 22 años que fundó “Raqqa está siendo asesinada silenciosamente” tras escapar de Siria, dijo que en la capital de facto del ISIS hay varios campamentos, entre ellos el Al Zarqawi, el Osama Bin Laden, el Al Sherkrak, el Al Talaea y el Al Sharea. En este último entrenan entre 250 y 300 niños, todos menores de 16 años.

“Creemos que esta generación de niños es la generación del califato. Dios mediante, esta generación luchará contra infieles y apóstatas, los estadounidenses y sus aliados. La doctrina correcta ha sido implantada en estos chicos. Todos ellos aman luchar para construir el Estado Islámico y en el nombre de Dios”, dijo un yihadista a Vice News.

Con el fin de conseguir más reclutas, el ISIS ha llevado a cabo, en las redes sociales, una extensa campaña propagandística en la cual los niños bajo su régimen han tenido un papel importante. Por ejemplo, “a mediados de agosto, militantes del ISIS entraron a un hospital para pacientes de cáncer en Mosul y forzaron al menos a dos niños enfermos a sostener su bandera y postearon las fotos en internet”, detalló un informe de la ONU.

Y esta campaña ha tenido un gran éxito: desde el comienzo del conflicto, más de 12 mil personas de 74 países han viajado para incorporarse a las filas de los yihadistas. “Vemos a muchos combatientes extranjeros en Raqqa. Es impresionante”, dijo Raqqawi y destacó que los niños han sido expuestos a tanta violencia que ver una decapitación parecía no perturbarlos.

Misty Buswell, trabajadora de la organización benéfica Save The Children, dijo que conoció niños tan traumatizados por las cosas que vieron que dejaron de hablar. “No es una exageración decir que podríamos perder una generación entera de niños por el trauma”, aseguró.



Una Nota Informativa desde nuestra Mesa de Redacción
Fuente: Agencias



Síguenos:
facebooktwitterrssyoutube


Otros artículos de interés