Votantes de EEUU creen que Trump no debe ser recusado

27 de septiembre de 2019

Donald Trump 43098





Ni un republicano se ha sumado a la petición de ‘impeachment’ y la campaña del presidente cree que este saldrá reforzado


Las encuestas demuestran que una mayoría de estadounidenses se opone a la recusación de Donald Trump por la vía del «impeachment», más aún cuando apenas queda un año para las elecciones en que el presidente se juega su reelección. Lo que es seguro es que la investigación para el juicio político a Trump se arrastrará durante unos meses de 2019 en que los demócratas decidirán en primarias quién será su candidato, algo que condicionará toda la campaña.

Varias son las encuestas publicadas en las últimas horas sobre la opinión del electorado con respecto a la recusación de Trump. La inmensa mayoría refleja que la decisión de los demócratas es precipitada. Es el caso de un sondeo difundido el miércoles por la prestigiosa universidad de Quinnipiac, un referente en asuntos demoscópicos, que asegura que un 57% de los estadounidenses cree que no hay motivos suficientes para el «impeachment».

Dos son los elementos que juegan contra los demócratas: el calendario y la aritmética parlamentaria. Ahora una comisión de la Cámara de Representantes debe investigar si hay pruebas suficientes de que el presidente quebrantó la ley; después, el pleno de esa Cámara debe votar sobre la recusación, y finalmente dos tercios del Senado deben pronunciarse a favor de su expulsión. Ese proceso tardará meses, incluso años, si los demócratas optan por contratar a un fiscal especial.

Trump y Pelosi
La oposición a Trump, comandada por Nancy Pelosi, tiene mayoría suficiente en la Cámara para aprobar el «impeachment» pero necesitaría de al menos 20 republicanos en el Senado para lograr la supermayoría de dos tercios. De momento ni un solo conservador en la Cámara o en el Senado ha apoyado que se someta a Trump al juicio político.


Indignación

Al contrario, las reacciones han sido en muchos casos de indignación. Es el caso de Steven Scalise, líder republicano en la Cámara, quien dijo ayer que «el poder del “impeachment” no se diseñó como un método de consulta electoral». «Se trata de un derecho y una obligación sagrados para la Constitución que no pueden convertirse como una charada para apaciguar a la izquierda radical que aún no ha aceptado los resultados de las elecciones de 2016», añadió.

Congreso EEUU
Un voto sobre el «impeachment», si se produce, será público y a nadie en el Capitolio se le escapa que el presidente tiene, según Gallup, el respaldo de un 91% de los votantes republicanos. Con un solo mensaje en Twitter, Trump es capaz de arruinar una carrera política en su partido.

Kimberly Guilfoyle, que asesora a la campaña para la reelección de Trump, está convencida de que finalmente no habrá juicio político en el Capitolio porque los demócratas no lo ven beneficioso en las elecciones del año que viene. «El “impeachment” es tan impopular entre el electorado que no creo que Pelosi permita que avance a un voto de la Cámara de Representantes en pleno», asegura.

David Alandete
@alandete
Corresponsal en Washington del Diario ABC de España



Síguenos:
facebooktwitterrssyoutube