Verdugo del periodista James Foley pudiera ser yihadista británico

21 de agosto de 2014

La policía británica sigue tratando de identificar al supuesto yihadista con acento inglés que aparece en el vídeo seccionando la cabeza del periodista estadounidense, James Wright Foley, que había sido secuestrado en Siria en 2012.

Verdugo del periodista estadounidense

Verdugo del periodista estadounidense

Según los medios británicos, el hombre que decapita al periodista, es un joven de Londres o del sureste del país, al que en Siria apodaban John y que está al mando de otros dos ingleses que se encargan de la vigilancia de occidentales secuestrados.

El primer ministro británico, David Cameron, apuntó que parece “cada vez más posible” que el asesino del periodista estadounidense sea un ciudadano británico, pero aclaró que «no es momento de reacciones impulsivas». Sin embargo estima que entre 400 y 500 británicos y hasta 700 franceses han viajado a Irak o a Siria para incorporarse a la yihad o guerra santa.

Primer ministro británico, David Cameron

Primer ministro británico, David Cameron

Por otro lado el ministro británico de Asuntos Exteriores, Philip Hammond, alertó el miércoles pasado de la «amenaza» que supone el «significativo número» de británicos que operan en Siria e Irak con yihadistas, al condenar el video de la supuesta decapitación.

Hammond sostiene que el número de británicos que operan en Siria e Irak con el Estado Islámico «es una de las razones por las que esta organización representa una amenaza tan directa a la seguridad nacional del Reino Unido», y alertó de que «muchas de esas personas buscarán en algún momento regresar al Reino Unido y representarían una amenaza directa a nuestra seguridad doméstica».

Hombres de negro

De acuerdo con la descripción proporcionada al diario The Guardian por una fuente, que fue rehén de los mismos extremistas que asesinaron al periodista estadounidense, el autor material que aparece con marcado acento británico en el video podría ser un integrante de un grupo que se hace llamar “The Beatles”, igual que el legendario grupo musical, que en sus orígenes aparecían vestidos de negro. 

Esos «hombres de negro», en contraste con sus víctimas que aparecen de naranja, serían los componentes de una célula de yihadistas, de nacionalidad británica, que actuarían en Siria, principalmente en Raqqa, según revelaciones de la prensa británica. 

Una Nota Informativa desde nuestra Mesa de Redacción

Fuente: Agencias

Redactora: María Alejandra Cortés (@macipy)

 

 

 

 

Síguenos:
facebooktwitterrssyoutube


Otros artículos de interés