Macron en campaña electoral contra el islamismo, la violencia y la inseguridad nacional

19 de abril de 2021

Macron en Campaña






El 85 % de los franceses piensan que la seguridad será el tema central de las próximas elecciones, regionales y presidenciales

Emmanuel Macron ha entrado en campaña. En una entrevista monográfica concedida al matutino conservador ‘Le Figaro’, el presidente de la República describe las amenazas que se ciernen sobre Francia y avanza sus proyectos de respuesta.

Amenaza de fondo, para Francia y Europa: el islamismo, el terrorismo islámico. Macron percibe el problema de este modo: «El islamismo es nuestro principal enemigo. El islamismo intenta destruir nuestras democracia, y no ha renunciado, no ha sido desarmado ni desactivado. Ese terrorismo que lucha de manera metódica contra las minorías religiosas, y, en particular, contra los cristianos de Oriente, ese terrorismo que lucha contra nuestro modelo de sociedad, contra la paz y la seguridad, en varios continentes, es nuestro principal enemigo».

¿Qué hacer contra la amenaza islamista?

Macron insiste en sus «recetas» en ‘Le Figaro’: «En Francia, estamos aprobando una Ley que permitirá reforzar la seguridad interior contra el terrorismo y el separatismo religioso, cultural. Hemos incrementado y seguiremos incrementado nuestros recursos policiales y jurídicos. En la escena internacional, somos partidarios de relanzar la coalición internacional para combatir con fuerza a Daesh, en Siria. Por las mismas razones nos parece indispensable proseguir nuestro combate contra el terrorismo en África».

Si el terrorismo islámico era un problema de fondo, desde mucho antes de la propagación mundial del Covid-19, la pandemia ha agravado muchos problemas de seguridad interior: estallidos de salvajismo criminal en la ‘banlieue’ / suburbios de París y otras grandes ciudades; incremento de la violencia contra las fuerzas de seguridad del Estado; agravación de los tráficos de armas y drogas; aparición de nuevas formas de delincuencia, juvenil y muy juvenil…

Propuestas

Musulmanes en Francia 4
¿Qué hacer contra las amenazas del salvajismo y las nuevas formas de inseguridad y criminalidad…? Macron comienza por avanzar proyectos tradicionales: más policías, más gendarmes, más jueces, más prisiones, recurso más frecuente a los procedimientos de «urgencia».

Durante los primeros cuatro años de su mandato presidencial, los sucesivos gobiernos de Macron contrataron a 6.214 nuevos gendarmes y policías. Durante los próximos doce meses que preceden a la próxima elección presidencial Macron promete la contratación de 2.000 nuevos policías y gendarmes. Primera promesa electoral del presidente en funciones: incrementar en un 8% los presupuestos de la justicia consagrados a la lucha contra el crimen.

Según un sondeo publicado por ‘Le Figaro’, en el que han participado más de 15.000 hombres y mujeres, un 85% de los franceses estiman que la seguridad será el tema central de las próximas elecciones regionales y presidenciales.

Avanzando sus primeros peones, Macron entra en campaña. Su partido, ‘La República En Marcha’ (LREM), corre el riesgo de sufrir un sonado fracaso en las elecciones regionales del próximo mes de junio. El presidente se presenta como primer defensor de la seguridad nacional. Los sondeos anuncian un duelo peligroso entre Macron y Marine Le Pen en las elecciones presidenciales de abril y mayo del año que viene. El presidente en funciones comienza por insistir en su perfil conservador, partidario de una política de ley y orden.

Una Nota de Juan Pedro Quiñonero
Corresponsal del Diario ABC de España en París




Síguenos:
facebooktwitterrssyoutube