El Estado Islámico decapitó al quinto rehén occidental, Peter Kassig

16 de noviembre de 2014

Peter Kassig decapitado

El trabajador humanitario, converso al islam, había sido capturado en Deir Ezzor -Siria- a principios de octubre de 2013. ISIS tambièn realizó una decapitación masiva de soldados sirios capturados

El grupo terrorista del Estado Islámico (ISIS, por sus siglas en inglés) reivindicó en un video, difundido este domingo en foros yihadistas, la ejecución del rehén estadounidense Peter Kassig, secuestrado en 2013 en Siria.

ISIS, que ya ha reivindicado desde agosto la decapitación de cuatro rehenes occidentales, difundió un vídeo que muestra a un hombre enmascarado, de pie al lado de una cabeza cortada, quien afirma haber decapitado al trabajador humanitario norteamericano.

Peter Kassig foto 2Kassig, de 26 años, fue capturado el año pasado cuando trabajaba ayudando a entregar ayuda médica a ciudadanos sirios. Sus amigos dicen que se convirtió al islam durante su cautiverio y cambió su nombre a Abdul-Rahman.

No fue posible confirmar en un primer momento si Kassig aparecía en el video. No hubo representantes de la familia disponibles para hacer comentarios.

En las imágenes también se mostraba lo que parecían decapitaciones masivas de varios soldados sirios capturados.

En una puesta de escena bien estudiada, los yihadistas marchan frente a los prisioneros dispuestos en fila y van recogiendo de una caja de madera largos cuchillos, antes de forzar a las víctimas a arrodillarse, para después decapitarlas.

El Consejo Nacional de Seguridad de EE UU está trabajando para verificar la autenticidad de esta cinta. «De confirmarse, estamos horrorizados por el brutal asesinato de un cooperante estadounidense inocente y expresamos nuestras más profundas condolencias a su familia y amigos», ha añadido la portavoz de este organismo, Bernadette Meehan. En el vídeo puede verse a un miliciano vestido de negro ante una cabeza decapitada que, según asegura, se trataría de Kassig, que había fundado una organización humanitaria después de combatir en las filas del Ejército estadounidense en Irak. Hablando en un inglés británico, el hombre indica: «Este es Peter Edward Kassig, un ciudadano de Estados Unidos».

Peter Kassig foto 3El ejecutor sería, como en los anteriores casos, un miliciano de Estado Islámico al que se ha identificado como ‘Jihadi John’. En una aparente referencia al testimonio sobre Kassig de antiguos compañeros de cautiverio, el hombre enmascarado afirma: «Peter, que luchó contra los musulmanes en Irak mientras era soldado del Ejército estadounidense, no tiene mucho que decir. Sus antiguos compañeros de celda ya han hablado en su nombre». Durante su cautiverio, la familia de Kassig ha asegurado que se convirtió al islam y cambió su nombre por el de Abdul Raman, que significa «siervo del más misericordioso». Con la de Kassig es la quinta decapitación del Estado Islámico desde el pasado mes de agosto.

La anterior ejecución tuvo lugar en octubre, cuando la milicia suní difundió un vídeo con la decapitación del rehén británico Alan Henning. En total, han sido ejecutados tres estadounidenses y dos británicos. El grupo que lidera Abu Bakr al Baghdadi comenzó esta terrible práctica el pasado 19 de agosto, cuando decapitó al periodista estadounidense James Foley, quien llevaba dos años secuestrado en Siria. El primer ministro británico, David Cameron, ha manifestado que se encuentra horrorizado por el «asesinato a sangre fría de Abdul Raman Kassig. Estado Islámico ha demostrado de nuevo su depravación. Mis pensamientos están con su familia».

Su familia pide no difundir imágenes

Padres de Peter KassigLos padres de Kassig han dicho no tener confirmación oficial aún de la muerte de su hijo y han pedido a los medios de comunicación que no difundan ni fotos ni vídeo de la ejecución de éste. «Estamos al tanto de las informaciones que circulan sobre nuestro querido hijo y estamos a la espera de confirmación del Gobierno sobre la autenticidad de las mismas», afirman Ed y Paula Kassig. Tras pedir que se respete su «privacidad» en un mensaje colgado en el perfil de Facebook que tenían para pedir la liberación de su hijo, solicitan «respetuosamente a los medios de comunicación que eviten dejarse manipular por los secuestradores y se abstengan de publicar o emitir fotos o vídeo distribuidos» por estos.

«Preferimos que se escriba sobre nuestro hijo y se le recuerde por su importante trabajo y el amor que compartió con sus amigos y familia, no de la manera en la que los secuestradores usarían para manipular a los estadounidenses y fomentar su causa», concluyen. Amenazado desde octubre

Kassig, de 26 años de edad, aparece en el final del vídeo de la decapitación de Henning, mientras un hombre vestido de negro amenaza con asesinarle si Estados Unidos continúa atacando las posiciones de la milicia suní en Irak y Siria. Tras publicarse estas imágenes el pasado octubre, la familia de Kassig emitió un comunicado en el que enviaba sus condolencias a los familiares de Henning y hacía un llamamiento internacional para la liberación del estadounidense y de «toda la gente inocente» que está siendo retenida tanto en Oriente Próximo como en todo el mundo.

Peter KassigUn portavoz de la familia explicó entonces que Kassig era un veterano del Ejército estadounidense que combatió en la guerra de Irak antes de abandonar las Fuerzas Armadas en 2007 por motivos médicos, según la cadena ABC News. En el año 2012, Kassig trabajó como voluntario y asistente médico en varios hospitales de la frontera de Líbano, donde atendió a refugiados palestinos y a los ciudadanos sirios que huían de la guerra, entre otras actividades humanitarias. El joven fue secuestrado en octubre de 2013 cuando se dirigía al este de Siria. Durante este tiempo la familia mantuvo silencio sobre su secuestro «por deseo de quienes retienen a su hijo», según explicó el portavoz.


Una Nota Informativa desde nuestra Mesa de Redacción
Fuente: Agencias

Síguenos:
facebooktwitterrssyoutube


Otros artículos de interés