A la caza de la alcaldía más apetecida de Estados Unidos

8 de septiembre de 2013

Nueva York alcaldía portada

El alcalde de la Gran Manzana maneja un presupuesto de US$ 70.000 millones anuales. Este martes se realizarán las primarias partidarias, previas a los comicios del 5 de noviembre, para elegir al sucesor de Michael Bloomberg.
 
La alcaldía de Nueva York es un puesto apetecido en la política estadounidense, y aspirar a convertirse en el sucesor de Michael Bloomberg (quien completará tres períodos, los que inició en 2002) hace doblemente atractivo el cargo de jefe municipal de la Gran Manzana. Por eso, las primarias de este martes y las elecciones para la alcaldía neoyorquina del 5 de noviembre próximo concitan el interés de buena parte de Estados Unidos y también más allá de sus fronteras. No por nada el alcalde de la mayor ciudad de Estados Unidos maneja un presupuesto del tamaño de países como Suiza o Israel. Así, el edil tiene unos US$ 70.000 millones anuales para desarrollar su gestión y mover el aparato municipal, ante 8,3 millones de habitantes. Entre los republicanos, las encuestas son encabezadas por los empresarios Joe Lhota y John Catsimatidis, mientras que entre los demócratas la ventaja la tendría el ex concejal Bill de Blasio.
 NY Candidatos 2013

Quien gane en noviembre probablemente será el alcalde más poderoso del planeta, según destacó Mitchell Moss, profesor de política y planificación urbana en la Universidad de Nueva York, citado por la cadena británica BBC. Ello, debido a que su cargo cuenta con poderes ejecutivos únicos, como es el de contratar y despedir a las personas que dirigen los principales departamentos de la ciudad -como la policía y las escuelas- y establecer el presupuesto. Además, lidera la gestión de más de 250.000 empleados municipales, entre los que se cuentan los profesores, ya que desde 2002 el extenso sistema escolar quedó bajo la responsabilidad del alcalde. De esta forma el presupuesto en educación es de US$ 15.000 millones, con el que se entrega instrucción a 1,1 millones de niños.
 
Sin embargo, el jefe comunal neoyorquino no tiene ni voz ni voto en otros aspectos, que sí están bajo el control de otros alcaldes de grandes urbes y capitales, como pueden ser los de Londres, Berlín, París o Ciudad de México. En la Gran Manzana, el tema del transporte -un hito fundamental en el manejo de la ciudad- no es resorte del alcalde.
 
De cualquier forma, eso podría ser compensado con el perfil internacional que logra el alcalde de Nueva York, que en el caso de Bloomberg ha sido aprovechado con creces, según algunos analistas gracias a la riqueza y a la personalidad del saliente edil. Cada norma novedosa que se implanta en la ciudad y cada fracaso tienen repercusión en la prensa mundial y sus pasos son seguidos por alcaldes en todo el planeta. De hecho, fueron de alto impacto sus medidas a favor de los inmigrantes, sus iniciativas por un mayor control de las armas, su plan de largo alcance para luchar contra el cambio climático y promover el desarrollo sostenible, y su polémico decreto que prohibió fumar en todos los lugares de trabajo cerrados, al igual que en playas y parques públicos.
 Ed Koch

Recordado es el alcalde Ed Koch (1978-1989), quien marcó el comienzo del auge de la ciudad y dejó atrás la casi quiebra de los 70, y mucho más presente está Rudolph Giuliani (1994-2001), con su política antidelincuencia de tolerancia cero y como una de las figuras políticas que emergió con fuerza tras los atentados del 11 de septiembre de 2001.
 NY Estatua de la Libertad
Además, Nueva York hospeda la sede de Naciones Unidas desde finales del siglo XIX, es uno de los principales centros mundiales de comercio y finanzas con la presencia de Wall Street y la Bolsa de Nueva York, es un importante foco del turismo y su influencia artística y cultural es una de las más poderosas de Estados Unidos.
 
Un dólar de sueldo por cada año
 Michael Bloomberg

Michael Bloomberg (nacido en Boston en 1942), fundador de la compañía de información financiera Bloomberg L.P., era demócrata, pero se desafilió y firmó por el Partido Republicano para postular a la alcaldía de Nueva York, en 2001, que ganó justo después de los ataques contra las Torres Gemelas. Sin embargo, desde 2007 Bloomberg es independiente y no pocos especulan con una posible candidatura presidencial suya en contra de los dos grandes partidos estadounidenses.
 
Al menos, para esa eventual campaña, dinero tiene. Según la revista Forbes, el saliente alcalde neoyorquino ocupa el séptimo lugar en la lista de los hombres más ricos de Estados Unidos y el vigésimo a nivel mundial. Así se dio el lujo, en los 12 años como edil, de cobrar un dólar de sueldo por cada año de su trabajo y no ha tomado vacaciones mientras ha desempeñado su labor. Pese a eso, en este tiempo su fortuna ha crecido considerablemente, gracias a hábiles decisiones, algunas de ellas en medio del desplome de Wall Street, en 2008. 


Pedro Schwarze
periodista chileno
pschwarzef@gmail.com


Síguenos:
facebooktwitterrssyoutube


Otros artículos de interés