El tirano Raúl Castro inicia el año insultando a Donald Trump

3 de enero de 2019

Raúl Castro ataca a Trump



Raúl Castro insta en un discurso a prepararse “para los peores escenarios” frente a Trump y Estados Unidos


El tirano cubano y gran capo del Partido Comunista de Cuba (PCC, el único partido legal en esa), ha instado a su país a reforzar la defensa y prepararse “para los peores escenarios” frente a Estados Unidos, a cuyo Gobierno acusó de haber retomado la política de “confrontación”.

En un discurso en la ciudad oriental de Santiago de Cuba con motivo del 60 aniversario de la Revolución Cubana de 1959, el dirigente de 87 años aseguró que es el deber de los cubanos prepararse “meticulosamente para todos los escenarios, incluyendo los peores”, y “no dejar espacio al desconcierto e improvisación”.

“Continuaremos priorizando las tareas de preparación de la defensa” con el objetivo de “preservar la soberanía y la paz”, expresó el que fue presidente de Cuba desde febrero de 2008 hasta el pasado abril, cuando cedió el cargo a su sucesor, el tiranillo heredero Miguel Díaz-Canel.

Raúl Castro y Díaz Canel foto 11
El capo del gobernante Partido Comunista de Cuba (PCC, único) encabezó, acompañado de Miguel Díaz-Canel y las cúpulas del Partido Comunista y las Fuerzas Armadas, un acto oficial en Santiago de Cuba (oriente), “cuna de la Revolución” liderada por su hermano mayor, el fallecido dictador Fidel Castro (1926-2016).

En su discurso, de casi 40 minutos, Raúl Castro repasó en primera persona más de medio siglo de historia y criticó a Estados Unidos, eterna némesis de la isla comunista y cuyo actual Gobierno se mueve “nuevamente en un rumbo de confrontación”, aseguró Castro, quien insistió en su confianza en la “nueva generación de revolucionarios”.

“Se cumplen 60 años del triunfo el 1 de enero de 1959, sin embargo la Revolución no ha envejecido, sigue siendo joven”, dijo ante mil santiagueros reunidos en el cementerio de Santa Ifigenia frente a la gran roca que sirve de tumba a Fidel Castro y confirmó su “satisfacción” por la gestión de su pupilo Miguel Díaz-Canel (58 años), al que puso en el poder en abril pasado, y subrayó que “el proceso revolucionario no está circunscrito a la vida biológica de quienes lo iniciaron, sino a la voluntad y el compromiso de los jóvenes”.

Forzar un “cambio de régimen”

Con voz quebrada pero en aparente buen estado de salud, Castro recordó el “período especial”, la seria crisis económica que sufrió Cuba inicios de 1990, cuando tras el derrumbe de la Unión Soviética el país caribeño se quedó “solo en medio de Occidente, a 90 millas de EE.UU”.

“Nadie en el mundo habría apostado un centavo por la sobrevivencia de la Revolución, sin embargo, sí se pudo enfrentar y vencer el reto”, indicó el expresidente cubano, que inició en 2014 un histórico “deshielo” bilateral con el entonces ocupante de la Casa Blanca, Barack Obama. Pero nada dijo del saqueo a Venezuela que le ha permitido a esa pandilla de ladrones comunistas seguir martirizando al pueblo cubano.

Ahora -según él- de regreso a la hostilidad tras la llegada a Washington de Donald Trump, Raúl Castro reiteró la disposición de la isla a “convivir civilizadamente pese a las diferencias, en una relación de paz, respeto y beneficio mutuo” para enseguida cambiar a un tono más belicista, poco usual en sus últimas apariciones.

Acusó a Washington de intentar repetidamente forzar un “cambio de régimen” en la isla y pidió a “las mentes más equilibradas” del Gobierno estadounidense evitar “un escenario de confrontaciones que no deseamos”, pero para el que Cuba está preparada.

La celebración comenzó con una ceremonia de cambio de la guardia de honor en el “altar de la patria” del camposanto, en el que sobresale el mausoleo del Héroe Nacional cubano, José Martí, y a la derecha la gran piedra donde reposan los restos de Castro, que quiso descansar en la ciudad donde se gestó su insurrección.

Raúl Castro y mausoleo de su hermano el tirano Fidel
Por último, manifestó su “seguridad” de que la nueva Constitución que irá a referendo el próximo 24 de febrero obtendrá un “respaldo mayoritario” del pueblo, que “demostrará en las urnas el respaldo mayoritario a su Revolución y al socialismo”. El nuevo texto que actualizará la Carta Magna vigente (1976) ratifica la aspiración al comunismo aunque reconoce la propiedad privada y a la inversión extranjera como necesaria.

60 años de tiranía, hambre, destierro, violencia y muerte y este asesino no muestra el menor arrepentimiento.

Una Nota Informativa desde nuestra Mesa de Redacción
Fuente: Agencias


Síguenos:
facebooktwitterrssyoutube


Otros artículos de interés